Noticias

  • Sostenibilidad, pieza clave en Itesal

    Sostenibilidad, pieza clave en Itesal

    Cada día crece más el compromiso de los fabricantes en la búsqueda de soluciones sostenibles y respetuosas con el medio ambiente. Por ello, en Itesal, el 80% del perfil de aluminio que fabrica es a partir de materia prima reciclada. La sostenibilidad y el reciclaje de las materias primas ha sido, siempre, una de nuestras prioridades. El aluminio puede ser reciclado continuamente sin perder sus propiedades originales, circunstancia que no ocurre con otros materiales.

     

    EL ALUMINIO PUEDE SER 100% RECICLADO SIN PERDER SUS CUALIDADES

     

    Desde hace muchos años, como consecuencia de la globalización, cambio económico y prácticas irregulares, se ha hecho una explotación inconsciente de los recursos naturales. Son muchas las voces expertas que advierten de los problemas que pueden surgir en un futuro: desde el agotamiento de estos recursos hasta consecuencias medioambientales. Es por ello que Itesal conoce estos avisos e implementa medidas y soluciones. Los sistemas de aluminio que fabricamos, se han producido con casi el 80% de materia prima reciclada, lo que supone una reducción del impacto en el medio ambiente (tengamos en cuenta que la electricidad consumida en fabricar una tonelada de aluminio reciclado es 95 veces menor que la empleada en hacerlo sin reciclar)

     

    El aluminio es un material duradero, resistente y que cuenta con una cantidad muy elevada de aplicaciones. Su ciclo de vida es infinito, cualidad que lo hace sostenible. Itesal trabaja para proteger el medio ambiente mediante la reutilización de los recursos y materias primas que se utilizan para fabricar los perfiles y sistemas de aluminio.

     

     

    DESDE 1886 SE HAN PRODUCIDO UN BILLÓN DE TONELADAS Y UN 75% AÚN SIGUE EN USO A DÍA DE HOY.

     

    En conclusión, el ciclo de vida circular supone grandes ayudas al medio ambiente. El aluminio y el concreto, Itesal, apuestan por el compromiso con la sostenibilidad.

     

    Gracias al etiquetado ecológico, siguiendo las normas internacionales ISO, se ha elaborado la DAP (Declaración Ambiental de Producto), un etiquetado que tiene en cuenta numerosas variables e información ambiental como el consumo de agua, la energía, las emisiones de gases de efecto invernadero…

     

    Itesal seguirá trabajando para impulsar nuevas medidas a favor del reciclaje y para aumentar la sostenibilidad en sus procesos de producción.




Volver